LOS EFECTOS DEL HAMBRE

 

Mareado por el alcohol
los pópers y la mota
(que detesta),
luchó por sacar del paquete
una rebanada de jamón
sin romper las otras;

Con el hambre
se olvidó por completo
de los dos dedos
que le metió en el culo
al rubiecito de ojos azules
y bigote casi platino
tan hábil para chupar los huevos.
Así es esto de la higiene.

 

 

 

 

ISLA TERNURA RINCONES AMABLES MUSEOS POÉTICOS SALA GLEZ. DE  ALBA